Follow by Email

sábado, 14 de abril de 2018

Pico Remelende, una excursión.

Una nueva excursión que subo al blog y que os propongo realizar, es muy simple si no hay mucha nieve: el Pico Remelende, 1.888 metros de altitud, en la raya entre Asturias y León, desde el Puerto de Tarna. Os paso unas fotos.

En compañía de José Carlos Rabanal subo hasta el Puerto de Tarna y tras tomar un café en el mesón nos disponemos a subir al Remelende. Como podéis ver en las fotos es un pico muy sencillo por su parte leonesa y la línea de alambradas nos servirá de guía hacia la cima. El desnivel es de apenas 400 metros con lo cual en una hora estamos arriba sin mayores preocupaciones.

Una vez en la cumbre tenemos hacia el oeste el cordal del Remelende, el Pico La Bardera es el más sobresaliente y detrás aparece el cordal del Pico Torres, a su izquierda y al fondo el Pico de San Justo y El Cebolledo del Puerto de San Isidro. Todavía había bastante nieve aquel día del 14 de mayo del año 2.005.


Si miramos hacia el Puerto de Tarna tenemos a Peña Ten y Pileñes justo delante de Los Picos de Europa, y sobre el pueblo de Tarna al Tiatordos y el Maciédome.

Asomándonos un poco tenemos unas estupendas vistas de Los Mampodres y el Valle de Riosol, justo a nuestros pies; se alcanza a ver la cola del pantano de Riaño.

Antes de bajar todavía hacemos alguna toma más desde la cima, enfrente tenemos la cara norte de La Carva de las Hazas y detrás suyo el Pico Torres.

Una última mirada a las cimas del Puerto de San Isidro desde el Pico Remelende.

Una vista panorámica del Valle de Riosol, no andaba yo muy fino aquel día haciendo fotos desde luego.

Continuamos la excursión bajando a Tarna lo que nos permitió hacer alguna foto de la cara norte del Remelende que por su parte asturiana es pico muy interesante; las cascadas heladas de Tarna tienen merecido prestigio montañero pero en aquellas fechas ya no había hielo alguno. En Asturias ya disfrutaban de un mayo florido y hermoso.
Hasta otra ocasión y una nueva excursión.

Repasando las fotos que tomé aquel día resulta que al tomar la última foto antes de bajar de la cima algo pequeño y muy curioso pasaba en aquellos momentos entre nosotros y Los Picos de Mampodre. ¿Usted qué opina?