lunes, 12 de junio de 2017

Festival Aéreo en La Virgen del Camino, León.

Ayer domingo pudimos presenciar un fabuloso Festival Aéreo en La Virgen del Camino, León, que conmemoraba los veinticinco años de la Academia Básica del Aire. Con unas pocas fotos y vídeos os intentaré hacer una idea de un festival que duró más de cinco horas con momentos impresionantes.
http://www.ejercitodelaire.mde.es/EA/ABA_25_ANIVERSARIO/es/

Apenas unos minutos después de las 9.00 horas comenzaban a sobrevolar la Virgen del Camino todo tipo de aviones, helicópteros y paracaidistas. Se podían ver desde cualquier lugar despejado del pueblo pero finalmente Aurora decidió que nos acercáramos al aeropuerto y verlos más de cerca.



Un caza de combate F-18 dando pasadas sobre La Virgen del Camino.

Hubo momentos para mí muy emotivos como por ejemplo las pasadas que hizo sobre la Academia Básica del Aire el avión de transporte Casa C-212; el correo que le llaman algunos y con el cual los muchachos pueden ir y venir a Matacán y Morón de la Frontera.


El Harrier II Plus muy cerca de nosotros.


La Escuadrilla de Honores y L´Armée de L'Air hicieron unas exhibiciones espectaculares que finalizó con el lanzamiento de fuegos artificiales, ¡ay, que nos dan! Faltó poco pues estábamos justo debajo.



Personalmente me dejó impresionado el nuevo helicóptero de defensa, el tigre; realizó maniobras dignas de película de ciencia ficción de hace unos pocos años. Fabulosa aeronave.



Y llegó la Patrulla Águila cuando más de uno estábamos pidiendo el botijo por el intenso calor que hacía al medio día.

Espectacular su entrada dando una pasada sobre el pueblo, que más de uno se debió tirar al suelo, y seríamos unos cincuenta mil los presentes. Fabulosos, los he visto ya varias veces y no me canso de admirarlos; me comentaron que uno de los pilotos es mujer.

Los cazas de combate, El F-18, El EuroFighter, El Harrier II Plus, atronaron y asombraron con sus piruetas, sus paradas de motor en pleno vuelo y los picados sobre los espectadores pero la palma siempre se la lleva La Patrulla Águila.



Piruetas y más piruetas; cuando sobre las 14.05 dejaron de volar aún pedíamos más.

Se podía acercar cualquiera a ver a las aeronaves y fotografiarlas; los niños especialmente disfrutaron intensamente a mi parecer con el Festival Aéreo de La Virgen del Camino.

Y también los jubilados que no paraban de contar batallitas de cuando hicieron la mili y aburrían a los nietos con sus fantasías.
En fin, fue algo espectacular y solo le podemos desear a la Academia otros venturosos veinticinco años más de actividades.