miércoles, 23 de diciembre de 2015

Viaje por el norte de España, 4º parte: La Coruña.

La siguiente ciudad que visité en mi viaje por el norte fue La Coruña. Ciudad majestuosa como pocas, y os paso unas fotos de recuerdo de una jornada estupenda.

En La Coruña me esperaban Santiago Navarro y Gador, extraordinaria pareja que conocí gracias al Camino de Santiago, y ellos se prestaron a llevarme de un sitio a otro mostrándome la ciudad con verdadera pasión y cariño intenso.

Gracias a ellos pude hacer fotos desde la zona de O Portiño al centro de la ciudad, parando, ¡como no! en el pulpo del Paseo Marítimo.

No subimos a lo alto de la Torre de Hércules debido al gentío que había ese domingo pero paseamos hasta el Club del Mar y zonas aledañas. 20º C a la sombra hacía en la ciudad.

Tras el paseo me llevaron al Fogar de Estrella Galicia, sin duda la cervecería más grande en la que he estado nunca. Y comimos después estupendamente en un restaurante cercano.

Por la noche, ya a solas, caminé hacia el centro para recorrer esas calles llenas de encanto que tiene La Coruña.


Para un viejo peregrino es inexcusable acudir hasta la Iglesia de Santiago; la parroquia de los ingleses le decían en la Edad Media, pues cuando los pilgrims llegaban de las islas británicas al puerto subían hasta ella para recibir la bendición peregrina antes de partir hacia Santiago de Compostela.

La Plaza de María Pita estaba sensacional, llena de niños y con un jolgorio impresionante. Muy divertido, me quedé a cenar en un lugar cercano, en la Rúa Barrera.

Y después, ya bien cenado, me fui a ver a unos amigos y charlar largo rato de los libros que nunca escribimos ¡y cuánto nos reímos!
A la cama tras el penúltimo chupito.