martes, 21 de febrero de 2012

Travesia Cremenes-Pico Relance-Boñar. Leon.

Una estupenda travesía de fácil resolución por unas montañas muy poco conocidas de la Montaña de León. Iremos desde Crémenes a Boñar atravesando montes; es de esas excursiones que solía hacer yo solo por no quedarme a pasar el domingo en casa. Os gustará.
Comenzaremos la excursión en Crémenes para tomar la carreterilla a Corniero, y de este pueblo continuaremos por la pista que sube al Valle Primajinas. En el lugar de Las Llampas se deja el camino, se gira al sur, y se sube por el pequeño valle del arroyo Jurqueras a la Remoña.

 Saliendo a lo alto del Valle Remoña se puede girar al oeste para subir a la Collada de los Muertos o continuar subiendo a derecho hasta la fuente del Majadón y el Collado Redondo, que es la pradera que se ve en primer plano. Después se sube monte para arriba librando como se pueda entre los matorrales hasta la cima del Pico Majadón (1.704 m.).
Al fondo de la foto se el Valle Primajinas, de donde venimos; y al fondo de todo el de Primajas.

Ya tenemos a la vista el Pico Relance (1.717 m.) al que se puede llegar fácilmente siguiendo el cortafuegos.

A nuestros pies se encuentra ahora el Valle de Colle; pero tanto Colle como Vozmediano no son fáciles de ver desde el Relance.


Pero si se domina muy bien toda la zona del Monte Pardominos hasta el embalse del Porma. ¡Ojo, que toda esta zona es protegida! No es difícil ver osos o ciervos corriendo de aquí para allá.

También podemos ver, mirando al norte el Valle de Reyero, y especialmente Viego. Recomiendo llevar unos buenos catalejos que se agradecen en días como éste.

También es muy buena la vista del Valle de Corniero, casi hasta Crémenes, donde comenzamos la excursión.

Ya solo nos queda recorrer un buen trecho hasta el collado de Las Vacas, y de aquí al collado de Los Sillares, para bajar por el pinar a un largo y precioso valle que nos lleva hasta Adrados y de aquí a la Villa de Boñar.
Una excursión coqueta y sencilla, muy recomendable de hacer a finales de otoño o a principios de primavera. En esta ocasión  me pilló una tormenta de las de aúpa y llegué a Boñar cantado un miserere. Lamento no haber hecho más fotos pero las diapositivas, en aquellos días, eran bastante caras.

En este plano os he marcado la travesía desde Crémenes hasta Boñar pasando por el Pico Relance y el Majadón. No es un pico bonito pero según la época del año en se haga puede resultar sorprendente por estar situado en el borde mismo de la cordillera, en una zona de transición entre Montaña y Ribera, tal vez en octubre sea el tiempo ideal para realizarla.